¿Cuál es el estado de la Policía baleada en Guayaquil?

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

 Guayaquil. Entre las filas policiales el temor es visible pues no se habla de otro tema en estos días que no sea sobre el estado de salud de la agente Verónica Songor Tapia.

Y es que su estado es crítico luego de haber sido baleada en un ataque perpetrado la madrugada del sábado pasado contra la Unidad de Policía Comunitaria (UPC) en la Nueva Prosperina, en Guayaquil.

 

La mujer policía, de 24 años, quien primero fue trasladada al Hospital de la Policía y luego tuvo que ser llevada a una clínica privada, se mantiene con pronóstico reservado, tras haber recibido al menos cinco impactos de bala.

Sobre su situación, el presidente de la República Guillermo Lasso cometió un error, durante la sesión solemne del Concejo Cantonal de Guayaquil, por la celebración de los 202 años de independencia de la ciudad, al informar que Songor había fallecido.

No obstante, luego el propio mandatario rectificó y el ministro del Interior, Juan Zapata, también señaló la condición crítica en la que se encuentra la uniformada.

“Hablé con Juan Fernando y Carlos, padre y hermano de Verónica Songor, quien lucha por su vida por el ataque vil de esta madrugada. Les he manifestado mi solidaridad y mis disculpas por el error. Los acompañamos en este momento tan difícil. Nuestras oraciones por Verónica”, escribió Lasso en Twitter.

Un compañero de la joven detalló que ella llegó sin signos vitales al hospital, pero fue reanimada por los médicos.

Por otra parte, se ha informado que, con reanimación cardiorrespiratoria, los médicos la han devuelto a la vida las dos veces que su corazón se ha detenido.

«Si Dios permite que sobreviva, no sabemos si quedará con efectos secundarios, ya que su cerebro dejó de recibir oxígeno”, manifestó otro agente policial.

Sobre Songor se conoce que se graduó como policía hace un año y siete meses y que sprimera asignación fue el eje preventivo en el distrito Nueva Prosperina, donde se reporta la mayor cantidad de muertes violentas de la Zona 8 (Guayaquil, Durán y Samborodón).

Hasta el momento la Policía ha capturado a 13 personas quienes serían los presuntos responsables del ataque armado, entre los detenidos habría tres menores de edad.

FERNANDEZ

Además se ha informado de que los atacantes, que pertenecerían a una banda conocida como «Nueva Generación«, han dejado en la zona panfletos con amenazas a los agentes policiales, a quienes supuestamente acusan de detener de manera indiscriminada a personas de ese sector de la ciudad.

Ecuador está azotado por una espiral de violencia en las calles, con asaltos y robos frecuentes en varias ciudades del país, y que también se evidencia en las diferentes masacres ocurridas en las cárceles, donde las autoridades han advertido de la disputa entre bandas criminales por el control de las prisiones.

 

TE PUEDE INTERESAR

- Advertisment -

LO ÚLTIMO