El teniente Cáceres aplicó una llave de artes marciales a María Belén Bernal

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

QUITO. El caso de María Belén Bernal, la abogada de 34 años asesinada al interior de la Escuela de Formación de Policías en Quito, todavía no acaba. El presunto asesino, su esposo, el teniente German Cáceres sigue prófugo de la Justicia, y el Gobierno ha determinado un lapso para encontrarlo.

Sin embargo, nuevos datos comienzan a revelarse sobre este femicidio y posterior desaparición del cuerpo de la abogada, madre e  hija. De acuerdo con una investigación de La Hora Quito, el teniente Cáceres mantuvo el cuerpo de María Belén 18 horas en la cajuela de carro en que llegó Bernal al edificio de la Escuela Superior de Policía a las 00h45 del 11 de septiembre.

Según la autopsia, María Belén Bernal fue asfixiada a las 01h30. En su cuello no había huellas y por eso los investigadores presumen que la mató al aplicarle una llave de artes marciales, con la cual la estranguló.

Luego Cáceres embala el cuerpo de María Belén Bernal y la saca en la cajuela del carro de ella.

El vehículo de María Belén estaba a diez metros del edificio donde se dio el asesinato. La habitación de Germán Cáceres estaba en el cuarto piso. Se presumen el arrastró el cuerpo por las escaleras.

Los investigadores presumen que Germán Cáceres enterró el cuerpo a las 19h00 de ese mismo domingo 11 de septiembre en el cerro Casitagua, ubicado a diez minutos de la Escuela Superior de Policía, en Quito.

El cuerpo fue encontrado el miércoles 21 de septiembre del 2022.

Germán Cáceres tiene orden de captura y ya está en la lista de los más buscados.

- Advertisment -

LO ÚLTIMO