Slide

Slide
domingo, 5 febrero, 2023

Monigotes ya están listos para salir a la venta en Babahoyo

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

BABAHOYO. ​La elaboración de monigotes se ha convertido en el negocio de varias familias en la parroquia Barreiro y en Babahoyo. La familia Franco, con más de 16 años en la actividad, nos cuenta sus historias. 

Rosario Franco, es la madre de familia que trabaja junto a su hija y su yerno, entre ellos han realizado 190 monigotes. El promedio de sus creaciones está por los 25 dólares, mientras que los más caros superan los 50 dólares. 

Cuenta que para saber cuáles serán las figuras y personajes más solicitados están al tanto de las noticias y de esa manera van elaborando desde el mes de junio. Aproximadamente, el rendimiento de cada uno de los miembros en su casa alcanzan a realizar entre cuatro monigotes por día. 

La labor de confeccionar poco a poco los monigotes conlleva un gran sacrificio. Por ejemplo, ellos deben ocupar  espacio en su casa para colocar los monigotes. La sala está llena de monigotes listos para pintar, mientras que los que ya están listos los enfundan y los guindan desde las correas del techo. 

Según el panorama de Pedro Muñoz, este año los precios de los monigotes pueden elevarse. «Este año hemos comprado el quintal de periódico en 70 dólares, mientras que en otros años sólo valía entre 14 y 18 dólares», comentó Muñoz.

Pese a todo, ellos ven las mieles del esfuerzo cuando se aproximan los meses más complicados del invierno, debido a que en esos meses pasan disfrutando del dinero de sus ventas. 

En La Puntilla de Barreiro, la familia Muñoz, mantiene el legado del arte de «cuchimba», ícono de esa localidad. Allí Carlos, su nieto realiza monigotes de los equipos de fútbol más populares del Ecuador. 

Desde el 18 de diciembre, todos ellos exponen sus monigotes a lo largo del viaducto de Barreiro para que los que pasan en los vehículos vayan pidiendo los «años viejos», más atractivos. 

El 30 y 31 de diciembre se trasladan al centro de Babahoyo, mientras que otros prefieren quedarse en la plazoleta de la Bahía Comercial Calderón.  

- Advertisment -

LO ÚLTIMO

ÙLTIMAS NOTICIAS