Transportistas urbanos también se unen a la causa de la ‘fuerza amarilla’ quevedeña

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img
Quevedo. El sonido de los pitos de los autobuses urbanos de Quevedo se fusionó con el de los taxis convencionales, cuyo gremio se encuentra consternado frente a la inseguridad que aqueja a la ‘Ciudad del Río’. Y no es para menos, el pasado viernes uno de ellos murió en manos de un criminal que le cegó la vida en lo que habría sido un robo.
La consigna de muchos de los transportistas de servicio urbano fue apoyar la causa emprendida por la ‘fuerza amarilla’, pues si hay algo que tienen claro es que la inseguridad aqueja a todos los habitantes «de bien» de Quevedo.
La movilización fue convocada por varias cooperativas de taxis de la ciudad, en un intento desesperado por exigir que haya seguridad, que ya no haya pérdidas que lamentar.
Durante la jornada de movilizaciones también se unieron transeúntes y conductores particulares, quienes solicitan mayor atención del Gobierno Nacional en el tema de seguridad.
Redacción: aldia.com.ec
- Advertisment -

LO ÚLTIMO