Slide Slide

Slide Slide
domingo, 21 julio, 2024

Un menor de edad se salvó de morir pero perdió a su padre

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

BABAHOYO. Un menor de edad se salvó de morir abatido , tan solo por pocos segundos. El pasado 11 de septiembre, eran las 23 horas, cuando ocurrió el ataque- Un grupo de amigos estaban tomando aire en el portal de una vivienda en Babahoyo y fueron sorprendidos.

De un momento a otro, llegó una camioneta con varios sujetos.  Varios sujetos se bajaron y abrieron fuego a todo lo que se movía. Con fusil y pistolas arremetieron en contra de los presentes. Uno se fue corriendo por la calle, quien pese a que fue disparado no fue alcanzado por ningún proyectil.

Escape

Otro sujeto fue más veloz y corrió dentro de la casa y se puso a buen recaudo. La pareja de esposos, sobre quienes presuntamente estaba dirigido el ataque, corrió hasta un cuarto.  En un video de seguridad,  se observa que la pareja cae por la puerta.  El  instinto de supervivencia de la mujer, hace que se levante y con su cuerpo asegure la puerta, la misma que intentó ser tumbada por los sicarios.

Una ventana que daba a este cuarto fue utilizada por los gatilleros para meter las manos y detonar varios disparos más en contra de la pareja. De ese mismo cuarto a los pocos minutos salió jugando un niño, que al parecer salió para ver de qué se trataban los sonidos de los disparos sin imaginar que estaban atacando a sus padres. El niño salió contento alzando sus brazos saludando por los sonidos. Carlos Arizaga, padre del menor entre las heridas que recibió, alertó a su pequeño y le dijo que entrara a su cuarto. “ya me mataron mija”, le dijo a su esposa.

El perro de la casa no tuvo la misma suerte. El animal no corrió con la misma suerte el fue blanco de los disparos y formó varios quejidos al caer agonizante en los muebles del domicilio.

Traslado y muerte 

La pareja de esposos fue trasladada al hospital Martín Icaza, donde se activó el código plata por la violenta acción con la que actuaron los sicarios. Sin embargo, no se registraron hechos inusuales en la casa de Salud. Por la gravedad de las heridas de Arizaga, tuvo que ser llevado hasta otra casa asistencial, donde finalmente, después de varios días de agonía falleció.

El cuerpo del Carlos de 32 años fue llevado al domicilio donde ese perpetró el ataque. En medio de amigos y familiares recibió el último adiós. En tanto que su esposa Margot G sigue con lesiones y se recupera una casa de salud.

Cada vez más, estos hechos alertan a la ciudadanía al ver la forma en como actúan estos maleantes. Al principio de este siglo, estos casos de sicariato, era noticias en Colombia y llegaban con espanto a los ecuatorianos, sin embargo, de a poco se toman nuestro territorio y cada ocasión con más saña y más alevosía.

- Advertisment -

LO ÚLTIMO

ÙLTIMAS NOTICIAS

ALDIA | Noticias de Los Ríos, Ecuador y el mundo